4.3.12

195. Quimet Quimet, espectáculo, espectáculo.

Título al cuadrado para local con 15 metros ídem siendo generosos. Local mínimo para comer de pie, al estilo del mítico COLMADO 1917 de Terrassa, y donde van a disfrutar con la experiencia.

El Quimet Quimet en Poeta Cabanyes 25 (BCN, zona metro Paral·lel) es otro de esos bares tradicionales de toda la vida, de vermut y sifón, que se han puesto de moda últimamente uniéndose a lo que podríamos llamar una corriente de cocina tapil semisnob. Cocina semicreativa en montaditos, principalmente manufacturados utilizando materia prima quasi insuperable. Nada complicado, simpleza y calidad, imaginación y talento, platillos, montaditos y cervezas artesanales. Combinación total.

Lugar mínimo que al parecer se llena casi siempre y donde se come entre amigos, todos juntitos y vigilando los codos. Así que tengan en cuenta, la hora de llegada y la lucha por pedir. Talento del maestro de la barra que no para de elaborar montaditos mientras coge tres pedidos a la vez y apunta en una libreta (también el toque artesanal ahí) lo que todo el mundo ha ido disparándole a bocajarro.

Y todo bien apuntado para el final. Precio interesantísimo si no van ustedes a beber rarezas estilo botella de vino de 25€, claro. Nosotros (2) hemos comido 8 montaditos a 2.50€ (lo valen), más dos croquetas tremendas a 2€ cada una, más unas olivas rellenas hipergustosas, más un par de bebidas (entre ellas una cerveza Quimet artesanal que es de un tostado seminegro que quita el sentido): total, 32€ entre dos personas. Hemos quedado satisfechos y sintiéndonos unos maharajas de Jaipur.


Lo de esta ciudad es escandaloso. ¡Cómo se puede comer tan bien por menos de 20€ en tantos sitios! Tremendo. Que no les engañen en otros locales. La verdad está ahí fuera.

PS: El único "pero" es el uso indiscriminado en demasiados montaditos del temido balsámico reducido. No hace falta.








14 comentarios:

encantadisimo dijo...

Bien dicho!.

Anónimo dijo...

Sabores, olores deliciosos y compartidos. Alguna estrechez ... pero genial. Lugar imprescindible, crónica insuperable.

David dijo...

Gracias Encantadísimo!
Y gracias a Anónimo por el piropo final!
Toda la razón, estrechez, bendita estrechez.

Ricard Sampere dijo...

Tinc clar el bon nivell del lloc... Però no he arribat a anar mai...:(.

Com tu ben dius a BCN tenim el privilegi de molts llocs de qualitat i sorprenents com aquest.

A veure quan puc anar-hi que entre que no visc a BCN i que els caps de setmana en general estic lluny, la feina s'acumula..

Salut..!

Neus. La meva Barcelona. dijo...

Molt ben dit tot!
Jo hi vaig anar sola i hem vaig trobar amb una colla de gent amb acreditacions (léase Barcelona Mobile).
Vaig fer-me un lloc a un raconet i pim-pam...boníssim! potser tens raó amb lo del balsàmic però hi anava bé!
Un lloc perfecte pel vermutillo. Jo vaig menjar de conya!
A veure si faig el post però se m'acumula la feina!!!
Petó!

David dijo...

Ricard, està molt bé, la veritat, i hem d'aprofitar aquesta sort de poder anar a menjar molt i molt bé per 15-20€ (si no s'abusa de les begudes, torno a repetir).

Neus, espero les teves fotos que no són de telefon!! Potser tens raó amb el balsàmic, però es que cada cop que mirava la barra veia al Quimet fotent-li a sobra a un montadito!!

PS: Com es tradueix "montadito" al català? Muntadet?

MªJose-Dit i Fet dijo...

Anotado!! la próxima vez que vaya a Barcelona ya se donde tengo parada obligatoria!!

David dijo...

Bienvenida Mª Jose, y no te lo pierdas!!

Agnieszka dijo...

Yo ayer fui otra vez al Quimet, pero fue la primera vez que pedi algo de postre: montadito de castanas, y bueno, no me convenció de todo- castana, chocolate, canela y otro ingredietne que no estoy segura que era, combinación perfecta, pero lo sirven en el mismo pan tostado que montaditos normales... Bueno, si fuera servido en una galleta (tipo maria o parecida) creo que servia mucho mejor... saludos, Aga

David dijo...

Hola Aga, yo no probé los postres, pero me apunto el dato. El panecillo del montadito me pareció interesante pero poco práctico al romperse demasiado...Si también los utilizan en esos postres me parece un error, aunque no por eso dejaré de ir!! ;) Larga vida a la buena comida!!

Agnieszka dijo...

David, bueno comer los montaditos es lo más difícil, pero como son tan deliciosos, vuelvo alli casi cada mes (siempre con excusa de mostrar el lugar a los amigos q me visitan). La combinación de sabores de montadito de postre es perfecto (si no fuera por el pan crujiente). Así por mi, Quimet sigue el lugar de vermut y montaditos no-dulces :) saludos y buen finde

David dijo...

Aga, me encantan esas tradiciones gastronómicas!!

Mireia Costillas dijo...

Qué rabia me da decir que soy de barna y aún no lo he probado. Hace mucho tiempo que le tengo ganas, y creo que ya va siendo hora...!!

Mireia Costillas dijo...

Qué rabia me da decir que soy de barna y aún no lo he probado. Hace mucho tiempo que le tengo ganas, y creo que ya va siendo hora...!!