8.3.10

137. The Wind-Up Bird Chronicle / Crónica del pájaro que da cuerda al mundo, de Haruki Murakami.

Cree el genio que está es su obra más acabada, tal vez de la que se encuentra más satisfecho en conjunto. Tras haber leído ya un buen puñado de ellas, no sé qué decir al respecto, sobre todo porque todas me han parecido geniales. Ya tienen las críticas de Norweggian Wood y Kafka on the Shore, además de otras como la de Sputnik Sweetheart, donde ha quedado siempre, de forma clara y meridiana mi más absoluta admiración por el autor japonés. Sigo pensando que es el genio literario propio de la clase media no intelectualoide de nuestro tiempo. Es decir, de tipos como yo, sin grandes pretensiones, pero que gustan de delicadas moderneces fashion cool para sentirse parte de este mundo más o menos in.
En esta ocasión, como en varias de las anteriores, seguimos mezclando realidad y fantasía, realidad y sueño, realidades paralelas y/alternativas. ¡Cómo no va a ser un fan de Lost el amigo Murakami!
600 páginas de novela, sin duda la más extensa de las que he leído, que atrapan y te sumergen en el mundo murakamiano como nunca. Un argumento en el que se complementan un joven en paro, su mujer ejecutiva, una vecinita joven de 16 años, el cuñado poderoso de pasado oscuro, un par de mediums de nombres extraños (Malta y Creta Kano), un exmilitar de la II Guerra Mundial, frente de Manchuria (lecciones de historia impagables), un gato perdido que tiene el nombre del cuñado y que aparece con un año de retraso...Y una casa, un personaje en si mismo, abandonada, con una historia trágica de muertes y destinos fatales. Y dentro de ella, un pozo. O mejor, una puerta. Lo entenderán rapidamente si empiezan la novela...Sueños conjuntos, relaciones virtuales, sueños reales, realidades soñadas. 
Murakami en estado puro. La historia de un amor incomprendido, de una pérdida y de una recuperación. ¿A qué precio? 
Destino. Marionetas en manos de algo o alguien. ¿Por qué? ¿Somos dueños de nuestras vidas? ¿Es real lo que vivimos? ¿Lo son los sueños? ¿Qué pájaro es el que da cuerda al mundo? ¿Y por qué no todo el mundo puede escucharlo?

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Ei, tinc pendent Murakami, i no és que hi pensi cada dia però si força sovint. La història és la següent. Fa cosa d´un any i mig vaig dur a terme una petita marató de lectura amb l´obra de Houellebecq i Coetzee. Tot just després vaig llegir "Al sur de la frontera...", fins ara l´única obra de Murakami que he llegit. I bé, reconec que no li vaig trobar (o no vaig saber trobar-li)la grandesa que se li reconeix.

Un amic estudiant de literatura em va dir que Houellebecq i Murakami ofereixen plantejaments existencials força oposats i que, des d´aquest punt de vista, el que m´havia passat era "normal". Jo no hi entenc tant com per arribar a aquestes conclusions, però tinc la impressió que el cabrón de Houellebecq em va afectar més del que estic disposat a admetre. Sobretot "Plataforma" i "Ampliación del campo de batalla".
Mantinc però l´esperança de trobar o re-trobar Murakami.

Salut!

rg

Valdi dijo...

Amic RG, jo tinc pendent l'article de "South of the border, west of the sun", més que res perquè no vull crear una sobredosi total murakamiana al blog, però només diré que no és una obra que representi el seu estil del tot. Recomano Kafka, obra màgica per excel·lència. I després parlem...
Ja dic que hi ha dos Murakamis, el realista, i el màgic. Jo em quedo amb els dos, però sense dubte, el realista és una miqueta menys interesant pel meu gust. Tokio Blues , la millor de les realistes. Totes grans.

Anónimo dijo...

Ei, en prenc nota! Kafka o bé Toquio blues cauen segur.
Reconec que des de fa uns anys tinc una major inclinació pel realisme cru. Els malparits de Houellebecq, Coetzee i McCarthy m´han marcat força.

Rg

Valdi dijo...

McCarthy...

Anónimo dijo...

Cormac McCarthy, un bastard que escriu des dels racons més foscos de l´ánima...