21.5.10

145. American Gangster, de Ridley Scott.

¿Cuántas buenas películas debe haber sobre gángsters? ¿Mil? ¿Cien? ¿Siete? Yo no lo sé, pero a mi me ha encantado American Gangster, y creo que se merece un sitio, en la esquina al menos, del Olimpo de las pelis de gangsters y mafiosos de toda clase.
Nada tiene que ver que el protagonista sea Russell Crowe por el que saben siento una especial devoción. Nada tiene que ver que el otro (o principal?) protagonista sea Denzel Washington, ejemplo de grandísimo actor en casi todo lo que hace. Ejemplo de sobriedad y contención absoluta.
Todo tiene que ver en que es una película muy grande.
La película tiene una duración de unas 3h, algo menos. Y aquí le pondré el, creo, único pero. No en la duración, puesto que me encanta las películas largas si son buenas, evidentemente, si no en la estructura de la misma. Me explico. La película me parece una brutal recreación de tiempos turbios dentro del Cuerpo de Policia de NY, y de NY mismo. Durante unas dos horas y algo nos dibuja una situación de forma milimétrica, con todo detalle, los mecanismos de las bandas delictivas, de la policia corrupta, de la calle, de los yonquis, de los intereses de los militares en Vietnam y los negocios al abrigo de la guerra, etc. Y entonces, una vez todo está dispuesto, la resolución, el enfrentamiento entre los dos personajes, entre el poli Crowe y el Gangster Washington se resuelve en un destello. Visto y no visto. No me parece la mejor opción. Los vemos de forma paralela crecer, vivir, desarrollar sus carreras, crecer y caer, pero no interactúan y poco hasta muy el final. Una resolución, creo, precipitada para una película que dura 3h. Ya digo que es una opinión personal y es lo único que le voy a criticar. Tal vez la historia fue así realmente y no hay otra opción.
Del resto, todo maravilloso. Los actores, las actrices, la ambientación, el retrato costumbrista de los Projects, la vida en Harlem, la frase de la policía acerca de que un negro jamás podría haber montado ese negocio él solo, la corrupción de la policía encarnada en un Josh Brolin espectacular, Bangkok...
Crowe no es lo mejor de la película. Denzel lo barre sin pestañear. El retrato del Gangster zen que dibuja (a excepción de algún que otro momento puntual) lo encumbra otra vez. Sientes que Frank Lucas es un tío diferente. Tal vez incluso te cae simpático. Sabe hacer las cosas, se preocupa por ti. ¿No es así como se ganan el respeto de su gente, de su barrio, de su pueblo?
En definitiva, una película muy recomendable. Y muy buena, sin duda.

PS: No hace falta que en esta salga Joe Pesci.

16.5.10

144. Soul Kitchen, de Fatih Akin.

Cine europeo para salir de la norma en el fin de semana del escritor Bagel.
Repasamos hoy la última película del director alemán Fatih Akin, SOUL KITCHEN, del cual siempre he oído grandes elogios pero al que nunca antes había visitado en persona. Sus anteriores y más conocidos films han sido vistos como retratos trágicos o desesperados de la emigración turca en Alemania, pero en este caso se decidió por realizar una comedia sobre un restaurante y el propietario griego del mismo, en Hamburgo.
Decir que la película es un simpático, y a veces incluso ingenuo, repaso de esa vida dura del inmigrante de segunda generación intentando hacerse un hueco en el mundo en el que vive, representado por Zinos Kasantzakis, un personaje interpretado por la misma persona en la que se basa ese personaje y al que conoció Akin largos años atrás y que evidentemente regentaba un restaurante. Como en la película. Punto de encuentro.
Junto a él, la especulación inmobiliaria, sus trabajadores (Lucía en partícular con gran peso en la trama), el particular inquilino, Sócrates, que no paga el alquiler, el cocinero genial y su hermano recién salido de la cárcel. Sin olvidar a su guapa y rubia novia que se irá a Shangai quién sabe si para volver y con la que mantendrá esa típica relación virtual que no se sabe si más que beneficiar, perjudica. Líos y enredos.
Cierto es que la trama adolece en parta de credibilidad, al sucederle al protagonista demasiadas cosas malas que siempre se resuelven por las más variopintas causas (visita de Hacienda, visita de Salud e Higiene al restaurante, etc.), pero bueno, se le puede perdonar por el buen rato que nos proporciona con el resto del metraje. No pretende nada más que entretener, y lo consigue. Una buena película, sin más.
Una comedia ligera para vidas demasiado espesas.

12.5.10

143. Teacher man, de Frank McCourt.

No les engañaré si les digo que este libro me ha sorprendido mucho. Muchísimo. No he leído Las cenizas de Angela y no conocía la breve bibliografia de McCourt, pero el tema sobre el que trata el libro me interesaba y me lancé ávido a leer sobre las peculiares experiencias de un profesor de secundaria en New York. Y me gustó mucho lo que leí.
El libro es una mezcla entre una autobiografía al uso y una narración de las experiencias vitales en una clase de High School durante más de treinta años.A veces, se confunden las dos partes en la estructura.
Pero vayamos a la sorpresa principal. McCourt nos habla de educación. Y de alumnos. Y de cómo son esos alumnos adolescentes. En 1958 y siguientes. Y me parecía leer sobre mi experiencia actual. ¡Cómo no vamos a sentirnos un país atrasado! Hace 50 años, el profesor McCourt se encontraba con situaciones que él desconocía de su Irlanda católica de colegio religioso, para adentrarse en el salvaje mundo yankee, y yo sentía que leía sobre mi experiencia misma. Increíble. No tengo claro si esa ventaja tan abismal en años de ventaja les ha servido para mejorar algo, lo que me hace pensar (y temer) que si ellos no lo han conseguido, ¿qué vamos a hacer nosotros que nos encontramos ahora con este problema? ¿Seguiremos sin saber gestionar los problemas que nos encontramos cada día en clase en el año 2043? Me temo lo peor.
Sobre su biografía, si conocen las Cenizas, sabrán que la misería irlandesa y el yugo católico van unidos para crear personas taradas con problemas afectivo-sociales de la más variada índole. Al menos es lo que nos cuenta Frank. Pero al explicarnos sus problemas de una forma tan amena y divertida, sus problemas parecen menos. Grande.
Gracias por escribir este libro. Gracias por dar voz a muchos profesores que piensan como tu. Algunos nos preocupamos.

2.5.10

142. Is this England?

Me resulta curioso constatar que las dos últimas películas que he visionado en casa, y que son las últimas películas que creo haber visto de forma completa desde hace lustros en la misma, tengan como tema común lo que sería una situación peculiar en uno de estos países que ahora mismo está de moda por vivir una elecciones que se prometen revolucionarias: Inglaterra.

Me refiero a dos películas diferentes en estilo, contexto de creación y temática, pero que tratan una misma situación: El estado totalitario inglés en un futuro más o menos cercano.
¿Qué pasa en Inglaterra? ¿Qué tienen en común dos películas como V de Vendetta y Children of Men?
No lo sé. Si no me equivoco, el cómic de V de Vendetta es ochentero y se puede trazar el paralelismo con los gobiernos de la queridísima Thatcher pero, ¿qué pasa con Children of Men? ¿Tan mal está la situación en las Islas como para sentir lo mismo? Tal vez por eso al amigo Brown le quedan 10 minutos en Downing...Imagino que lo que hizo Blair junto al amado Bush tiene algo que ver.
Simplemente constato la curiosidad de que estas dos películas traten un mismo futuro, donde el gobierno es absolutamente totalitario y todo lo controla al modo orwelliano.
¿Por qué debe ser ese, y así el futuro?
Por cierto, las dos películas están realmente muy bien y son totalmente recomendables. La filosófica heroicidad de V, a modo quijotesco llamando a la revolución, junto a Children of Men, donde el excelso Clive Owen da otro recital, esta vez dando vida a un héroe involuntario que lucha contra la revolución dentro de la revolución. Y contra el Estado orwelliano. Y los dos héroes, luchando contra el fatalismo de la injusticia social.
Por suerte, el poco cine que veo es de calidad y muy recomendable.